domingo

●Uso positivo de la energía piramidal.



El Dr. Patrick Flanagan escribió un libro llamado “Pirámide de energía” y realizó una observación muy interesante.
Mientras investigaba el origen de la palabra ··Pirámide·· descubrió que el término se fusionaba a partir de dos palabras griegas: pyros (fuego) y mid (centro). La traducción literal de la Pirámide significa “fuego en el centro”.




Este significado está totalmente alineado con el efecto de la energía en las pirámides, ya que en su interior se crea el efecto más fuerte. También daba la clave, o incluso la prueba, de que los antiguos constructores de las pirámides eran conscientes en cuanto a esta fantástica energía creada por las
pirámides.

El investigador Les Brown estaba realmente obsesionado con el uso positivo de la energía piramidal para la producción de alimentos.

En su libro “The Pyramid (La Pirámide)”, publicado en 1978, describe diferentes formas de mejorar la conservación de los alimentos mediante los efectos de la energía en las pirámides.
Y curiosamente también indicó las instrucciones para una construcción a gran escala de una pirámide y como obtener su energía.






¿Qué es la Energía Piramidal?

En 1975,  dos investigadores independientes llamados Bill Schull y Ed Pettit publicaron el libro “El Poder Secreto de las Pirámides”, el cual representaba el conocimiento acumulado de los poderes piramidales.
Según el libro, se coloca una semilla en el centro de la pirámide y puede observarse con claridad como la energía se comporta de una forma muy diferente que si la misma semilla estuviera fuera de la pirámide.
El resultado fue que las semillas que se encontraba en su interior durante uno a cinco días, tenían de un 30 a un 100% de aumento en la productividad.




El comienzo de la piramidologia:

Durante los años cincuenta, el ingeniero checoslovaco Karel Drbal descubrió que las hojas de las navajas oxidadas recuperaban su filo si se introducían en el interior de una pirámide con medidas exactas, preferiblemente con una aleación de cobre.
El motivo era porque la energía generada en el interior de la pirámide permite una recuperación en la composición de los átomos que envuelve al objeto en sí, creando un campo magnético.



De tal forma, que la estructura cristalina del acero se regenera.
Drbal trató de patentar y comercializar su descubrimiento, pero la oficina de patentes en Praga se negó a considerarlo hasta que su jefe científico intentó construir un modelo propio, consiguiendo así la patente. Así que la pirámide de Keops para hojas de afeitar se registró en el año 1959 en la República checoslovaca bajo la Patente Nº 91304, y se comenzó a fabricar pirámides de cartón en miniatura.

En los años treinta, el físico y radioestesista francés André Bovis colocó un gato fallecido en la gran pirámide de Keopps a un metro de profundidad.
Sorprendente-mente, el cuerpo del gato no entró en la fase de descomposición, y en su lugar se fue momificando.

Esto fue debido a que las bacterias no pueden descomponer la materia orgánica mientras están expuestas a la energía de la pirámide. Lo mismo ocurre con la comida, incluso después de largos periodos de tiempo dentro de la pirámide no hay ningún signo de descomposición.

Hay otros muchos ejemplos de los efectos de la energía piramidal, uno de ellos es el de criaturas viviendo largos periodos de tiempo en su interior como peces, tortugas, plantas, etc.
Incluso objetos o comida. Y de hecho se recomienda el tratamiento de los alimentos con la piramidologia para elevar su energía y valor nutritivo, puesto que todos sus sabores se potencian y su aspecto mejora visiblemente, manteniéndose de forma natural durante más tiempo.



El agua sabe muy diferente cuando se deja bajo la pirámide durante la noche o unas horas, incluso aditivos químicos como el cloro y el flúor son neutralizados.
Su sabor es energizado y se llena de vitalidad.

Otros ejemplos son: los huevos y las setas parecen mantenerse en perfecto estado durante largos periodos bajo la pirámide, las frutas y las verduras tienen mejor sabor y un aspecto más firme y brillante durante más tiempo después de un tratamiento de todo un día o simplemente durante una noche, el café pierde su acidez, los quesos parecen tener una rica textura, etc.

Por supuesto se puede experimentar con todo tipo de alimentos que mejor se adapten a nuestro estilo de vida. Hay que puntualizar que la energía de la pirámide disminuye o anula prácticamente todo tipo de microorganismos, eliminando así también la posible aparición de moho y sobre todo de bacterias patógenas.


Se han realizado multitud de experimentos, algunos de ellos son los siguientes:

Las cuchillas de afeitar se mantienen afiladas por semanas o meses. Se amplifica la energía en los cristales y piedras regenerándose así sus energías cristalinas.
También se han realizado experimentos con remedios naturales, esencias florales, y aceites esenciales. Se amplifican notablemente y conservan toda su potencia y fuerza vital mejorando su curación.
Se ha observado que restaura el brillo en joyas y monedas que por el paso del tiempo han perdido su brillo natural.




Evita la deshidratación de las flores y estas no pierden su forma o color, aumentando la tasa del crecimiento de las plantas. También hay una ralentización o detención completa del crecimiento de microorganismos, sobre todo de aquellos que pueden llegar a ser perjudiciales para las plantas o flores.


Uno de los lados debe apuntar hacia el Norte.



Es perfecto para ionizar la casa, o espacio de trabajo, santuario, o sala de terapia.
Los experimentos han demostrado que el cobre es el mejor metal para la meditación dentro de la pirámide, debido a que la aleación del cobre es el mejor conductor eléctrico.
Las estructuras piramidales de cartón, madera o bambú también son eficaces, si se construye con las mismas medidas. La prueba de ello es que la lectura de un espectrógrafo nos mostrará también un cambio en la estructura molecular del objeto u organismo que se encuentre en su interior.




Por todo ello no sorprende que las personas experimenten prácticamente de inmediato efectos positivos cuando meditan o simplemente cuando descansan en el interior o bajo las pirámides.
Se ha observado en las fotografías Kirlian cambios en el aura (campo electromagnético) del meditador o usuario, mostrándose el aura significativamente más brillante y grande después de un período de exposición de aproximadamente 15 minutos, ayudando así a elevar la conciencia y las vibraciones.

Todos los meditadores o usuarios informan que la relajación es más profunda, invadiendo una sensación de mayor bienestar.
Hay personas que viven o trabajan en el interior de un edificio piramidal. Y aunque, generalmente se sienten reacciones positivas inmediatas algunos expertos no aconsejan que la exposición de la energía piramidal sea por más de dos horas diarias, puesto que un exceso de esta energía podría dañar la propia estructura molecular no favoreciendo el crecimiento del organismo expuesto.


Éxitos en terapias de curación con la energía piramidal:

Las personas que han recibido la energía de las pirámides dicen sentir fuertes impresiones espirituales y psíquicas, activándose también la energía de la glándula pineal y pituitaria, mejorando sus estados oníricos, visiones psíquicas y potenciando o recuperando la memoria.
La curación de cortes, contusiones y quemaduras, así como la reducción de los dolores de muelas y dolores de cabeza (jaquecas y migrañas) disminuyen o terminan desapareciendo. Múltiples testimonios demuestran que las mascotas de todo tipo prosperan en sus enfermedades bajo o dentro de las pirámides de estructura abierta. El sistema inmunológico se fortalece.

Un hospital Canadiense trató de usar una pirámide en su sala de quemados. Los resultados fueron que después de estar bajo la pirámide durante unos minutos, el dolor de los pacientes comenzó a disminuir.
También encontraron que las áreas quemadas sanaron más rápidamente de lo habitual. Pero también se observó que este resultado mejoraba en gran medida si los materiales utilizados eran de oro o cobre.





Las pirámides son herramientas de luz para el planeta:

Las pirámides potencian la energía de ciertos puntos del planeta, sobre todo de aquellos que se consideraban antiguamente como lugares sagrados.

Las estructuras piramidales potencian lo que se conoce por diferentes culturas como Prana, Chi, o fuerza vital. Se han observado en diferentes lugares geográficos pilares o columnas de luz fluyendo del interior de estas pirámides.

Hace décadas muchos psíquicos ya avisaban lo que hace miles de años muchos chamanes, brujos y magos ya sabían, y así se encargaron de hacer saber solo aquel que estaba preparado para el conocimiento oculto, y es que hay fuerzas ocultas en este planeta que actúan como solo un ser vivo lo haría.

Podemos experimentar por nosotros mismos con todo tipo de Pirámides, de todos los tamaños y materiales. Recordando que una de las caras o lados de la Pirámide debe apuntar hacia el Norte, con una pequeña brújula podemos conseguirlo.




Si son objetos o cualquier tipo de materia los introduciremos en el interior de la Pirámide, si queremos aplicarlo a personas pondremos la Pirámide encima de la zona en la que queremos obtener los beneficios.





Video relacionado con el tema:  El Ingeniero y antropólogo argentino Gabriel Silva, habla sobre el poder y los efectos de las Pirámides en entrevista con Luis Mariano Fernández.






No hay comentarios:

Publicar un comentario